¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

Pequeño relato

4 participantes

Ir abajo

Pequeño relato Empty Pequeño relato

Mensaje por Azura Lun Nov 07, 2011 8:58 pm

Hola de nuevo, esta mañana me ha dado por responder en el foro xD Aquí os dejo un relato de 4 páginas de word que basé ligeramente en el mundo de Fable 2, escrito sólo porque me vino la idea a la mente y como tenía que estudiar... ya se sabe, uno pone excusas para no hacerlo xD

Si alguien tiene la suficiente paciencia como para leérselo le estaré muy agradecida. Asimismo, peromitiré toda clase de críticas construcctivas y no tan constructivas ^^U Un saludín.


PORQUÉ LA GENTE NO CAMBIA NUNCA

Los pequeños duendecillos del fuego saltaban de un lado a otro, danzando y soltando bruscas carcajadas. Pero sólo el huesudo can era capaz de oír sus grititos ahogados. Su compañera de viajes descansaba encima de unas deshechas cajas de madera donde antes se almacenaban los alimentos robados por los bandidos. Aunque las estrellas brillaban orgullosas sobre ellos, se estaba nublando. Las nubes ennegrecían aún más aquella oscura noche sin luna.
Kira levantó silenciosa su sombrero de salteadora, y echó un vistazo al hombre que estaba durmiendo junto a ella. Las manos enguantadas del robusto mercenario descansaban sobre su musculado torso, y sus cabellos caían sobre sus ojos. Su respiración era lenta pero estable. Kira relajó los músculos de su cuerpo y miró con dulzura a su querido perro, y después a la fogata improvisada que se encontraba delante de ellos. Aquel no había sido un día fácil, ni mucho menos. En el campamento bandido habían sucedido demasiadas cosas. Cosas por las que Kira nunca había pasado. Como haber estado al borde de la muerte, o haber salvado al hombre que pretendía matarla. Había sucedido tan rápido que apenas había reflexionado sobre ello.
Kira era una mercenaria. Realizaba encargos de todo tipo, de un lado o de otro, aunque nunca aceptaba encargos de asesinato. Mataba, pero jamás a gente inocente. En aquella época era lo único de lo que podía vivir, y temía que nunca terminaría. Sabía que la víctima de su último encargo se vengaría, y así fue. Contrató al hombre más robusto que encontró, y mandó matarla. Pero él no lo hizo. Con el mosquete apuntando a su pequeña cabeza no lo hizo. Y Kira hizo lo mismo por él, después de que un maldito sicario le disparase al hombre por la espalda. Lo salvó de una muerte segura después de que él hiciera lo mismo por ella. Había sido la primera vez que Kira había sido más lenta que su adversario. Y había sido la primera vez que alguien le había dado valor a su vida.
Una gota de lluvia la sacó de su ensimismamiento. Iba a llover pronto, pero todavía había tiempo. Su perro se dio cuenta de ello, y miró preocupado a su dueña, que le quitó importancia y le sonrió, convencida de que el perro podía sentir su cariño. Un pequeño ruido le hizo mirar hacia su protegido: él, desperezándose, la miraba con curiosidad y agradecimiento, intentando no hacerse más daño del que sufría. Kira no pudo evitar sonreír.
-¿Cómo te encuentras? –le preguntó al hombre-.
-Dolorido… pero vivo –intentó erguirse y se miró las manos, confuso y agradecido-. No me puedo creer que me hayas salvado.
-Tú lo hiciste primero, perdonándome la vida –contestó Kira sin demasiado problema-.
-¿Pero quién me disparó?
-Uno de los sicarios del hombre que te contrató, es mejor no fiarse de nadie. ¿Cómo te llamas?
-Vilée, pero me llaman Vil.
Kira le dirigió una sonrisa ante la aparente bondad de aquel hombre, ¿Cómo había acabado como asesino a sueldo? Antes de que pudiese hablar más con él la tormenta comenzó. Las gotas comenzaron a caer de una manera terriblemente amenazante mientras iban apagando el fuego encendido. El can se levantó nervioso y Kira hizo lo mismo, sirvió de apoyo el malherido hombre y se marcharon a un torreón semiderruido con la mayor celeridad posible. Aquella lluvia era temible, pero al menos en ese momento estaban bajo techo. La joven ayudó al hombre a que se apoyase en una pared y seguidamente cogió unas ramas secas y las apiló para hacer un fuego. Nunca había conseguido crear una llama sin sus “trucos”. Así que se concentró en él, destruyendo las demás sensaciones que la inundaban y con un brillo en los ojos creó una diminuta llama que se extendió rápidamente produciendo una fogata confortable.
-Vaya, se te da bien el pedernal –dijo Vil sorprendido-.
-Sí –respondió ella secamente. Se sentó al lado de aquel hombre y apoyó la cabeza en la pared. El can se tumbó plácido al lado del fuego. Pasaron unos minutos en los que ninguno de ellos se dignó a hablar-. ¿A dónde irás cuando te recuperes? –dijo Kira finalmente-.
-Um… -Vil miró al techo dubitativo-. A donde el viento me lleve. Mejor dicho, a donde me lleve el dinero.
-¿No te preocupa haber roto el contrato con ese hombre? Supongo que el sicario que te disparó ya se lo habrá dicho, y ahora en vez de una cabeza querrá dos.
-En realidad no me preocupa. Ese hombre era tan solo un pobre diablo asustadizo y menudo que se escondía tras fuertes espaldas, que no eran más grandes que las mías. No creo que me traiga más problemas de los que ya tengo… ¿Qué demonios le hiciste para que estuviese tan enfadado contigo?
-¿Cómo se llama?
-¿Qué? ¿Ni siquiera sabes quién es el que te persigue? –Vil soltó una sonora carcajada -. Eres de lo que no hay.
-Estoy acostumbrada a este tipo de cosas –dijo Kira quitándole importancia, sin poder evitar el haber tenido un misterioso escalofrío al oír aquella risa-.
-Se llama Douch. Un tipo pequeñito, con bigote…
-¡Ah! Ese… bueno, ese tipo estaba metido en cosas sucias, y me pidieron a modo de venganza que le humillase. Fue fácil embelesarlo. Cuando estuvo completamente seguro de que iba a hacer el amor con él lo llevé hasta un burdel, le dije que se quitase y ropa y que esperase en la cama. Lo que no se esperaba es que abriese de golpe el ventanal del edificio y media ciudad de Westcliff lo viese como lo habían traído al mundo. ¡Ah! Y le quite la ropa y cerré la puerta del burdel, para que estuviese allí enfriándose un poco con el bochorno.
Vil se puso rojo como un tomate y estalló en carcajadas. El perro se asustó, mientras que Vil se cogía el vientre y se doblaba, mostrando claros signos de que aquel ataque de risa le estaba haciendo daño (pues su herida de bala era reciente). Kira le miró, se sonrojó y no pudo evitar sonreír disimuladamente recordando aquel día que, sinceramente, fue muy divertido. Minutos después Vil se calmó, al menos un poco, para poder hablar.
-Eres increíble, nunca había conocido a alguien como tú –Vil la miró y le sonrió con sinceridad-. Es curioso que se quisiera vengar de una chica que por encargo le habían pedido que se vengase de él… lo que es la vida.
Estuvieron un rato en silencio, pensando en ello, en lo que resumía sus vidas. Encargos de venganza, principalmente, una vida vacía. Kira se había hecho a la idea, pero no por ello se había acostumbrado. Más de una noche pensaba como sería que, por encargo, te matase un desconocido sin ser “un asunto personal”, como muchas veces ella había dicho a los hombres y mujeres a los que les había dado caza por cometer errores en su vida. Se sintió desgraciada, la sonrisa se evaporó de su rostro, y Vil lo notó.
-No pienses mucho en ello o te dolerá la cabeza. Alguien se debe encargar de esos contratos, y esos somos nosotros. Tampoco debas creer que tu vida es la única que va mal en Albión.
-¿Acaso conoces a alguien más desgraciado que yo? ¡Esta es mi vida! No tengo nada más.
-Pero al menos tienes tus recuerdos… -Kira lo miró extrañada-.
-¿De qué hablas?
-¿Eh? Ah… cosas estúpidas de un viejo loco, no me hagas caso, no estoy aquí para dormirte.
-No, por favor, tengo curiosidad.
-¿No le quites nunca la mermelada de los labios a una persona, eh? Lo dije sin pensar, mi vida es muy complicada.
-Puedes desahogarte conmigo, sin quieres.
Vil dudó un momento, no estaba seguro de lo que iba a hacer, pero al fin y al cabo jamás había tenido un hombro sobre el que llorar, o no recordaba haberlo tenido.
-Bueno, verás… -levantó las manos al cielo para luego dejarlas caer muertas, mientras miraba al techo del torreón y luego al suelo de piedra- No sé cómo decirlo, pero sé que los contratos no son toda mi vida. Sé, por alguna razón, que he vivido una vida tranquila, y ahora no lo recuerdo.
-¿Amnesia? –preguntó Kira sin darle muchas vueltas-.
-Estoy seguro. O eso, o es que me estoy volviendo loco. Recuerdo a mucha gente amable… sé que tengo una familia en algún lugar. Una hermosa mujer y una hija.
-¿Cómo estás tan seguro?
-Lo primero que recuerdo después de olvidarlo todo es que tenía una hoja de papel con el retrato de una hermosa niña. Era mi hija, porque era idéntica a mí. Estoy seguro de que lo era. Y además –dijo, mientras se remangaba una manga para enseñarle a Kira un tatuaje. En su musculado brazo Kira pudo distinguir un yunque y una espada dibujadas, un tatuaje algo corrompido por el tiempo. El cuerpo de Kira tembló, sus manos empezaron a sudar y su labio inferior empezó a tambalearse. Estaba nerviosa, incómoda, pero no tenía motivos para ello. Aunque Vil no se dio cuenta -, este tatuaje. ¿Ves? Un yunque y una espada. Creo que antes yo formaba parte de algún gremio de herreros, pero por ahora no he encontrado ninguno que responda a este dibujo. Quiero encontrarlo porque así, a lo mejor, sólo a lo mejor, encuentro a mi familia. Quiero abrazar a mi hija y hacerle el amor a mi mujer –ante aquello Kira se puso completamente colorada, y Vil la miró poniendo los ojos como platos y moviendo rápidamente las manos para que olvidase aquello último, poniéndose rojo él también-. Lo siento, se me escapó.
Kira rió, divertida por el bochorno que el pobre herrero estaba pasando. Vil también sonrió al darse cuenta de la confianza que tenía en aquella chica. Ambos se calmaron. Kira miró las estrellas por una de las ventanas destruidas del torreón. Había dejado de llover, y su fiel can se había quedado dormido escuchando los duendes del fuego.
-¿Sabes? –dijo Vil- Te he contado toda mi vida, que no es mucha, pero creo que ahora merezco que tú me cuentes la tuya-.
-¿La mía? –respondió Kira, incrédula-. Simplemente me dedico a… esto.
-¿Pero cómo terminaste siendo cazarrecompensas? ¿No te dijeron tus padres que un trabajo honrado te daría una vida mejor?
-Posiblemente lo hubieran hecho si los hubiera llegado a conocer.
Kira hizo una pausa, mientras a Vil parecía caérsele el alma a los pies.
-Murieron cuando era pequeña, pero no sé de qué. Mi infancia la pasé en la ciudad de Bowerstone, con mi hermana mayor. Ella hacía lo que podía para distraerme. Jugábamos a juegos tontos, hacíamos recados a los habitantes para que nos dieran dinero… -Vil no decía nada, se limitaba a mirarla, triste, con un rostro sombrío-. Siempre recordaba mi cumpleaños como el mejor día de todos, aunque ahora que miro atrás era un día bastante triste. Apenas teníamos para comer, y menos para que ella me comprase regalos. Aunque yo siempre tenía ilusión por lo que me daría. Un cumpleaños me dio la cama grande donde ella dormía; el siguiente me concedió el honor de que pudiera cuidar de los cerdos de la mujer que vivía en una casa cercana a nuestra chabola; el siguiente me dio unas onzas de chocolate, aunque creo que más tarde vi como el encargado de la tienda le hablaba en un tono demasiado alto… -A Vil se le encogió el corazón, y unas lagrimillas le empezaron a surgir de sus ojos, pero las disimuló lo suficiente para que la chica no se diera cuenta de ello. Se sintió tan desgraciado, tan destrozado de haber intentado acabar con la vida de aquella pobre chiquilla…- … Me dijo que cuando tuviese trece años, me regalaría mi nombre para festejar que había dejado atrás la infancia, pues hasta entonces sólo me llamaba “pequeño gorrión”. Nunca llegó ese día. Cuando yo tenía diez años la mataron.
A Vil se le desencajó el rostro, y soltó una solitaria lágrima. La miraba con angustia, pero ella se había perdido en sus pensamientos. Aunque le hubiese gritado ella no le escucharía, pues le vino a la memoria aquel día donde verdaderamente había perdido la infancia, el día en el que se hizo llamar Kira, en el que se hizo prometer que mataría a los asesinos que le habían arrebatado su única familia.
Eran cinco. Todos de musculosas espaldas y amenazadoras carcajadas. Acorralaron a mi hermana en una pared mientras la obligaban a que gritase por ayuda, mientras reían y se burlaban de ella. Pero mi hermana lo único que hizo fue gritarme una clave secreta, una clave para que me escondiera en caso de peligro. Yo era muy pequeña y ni siquiera sabía bien qué estaba pasando. Un pequeño cachorro al que había visto varias veces se metió debajo de una caravana gitana, y yo hice lo mismo, mientras veía los pies de esas personas. Escuchaba a mi hermana gritar, pero era demasiado tonta e inocente para imaginar lo que le estaban haciendo. El error de mi hermana fue criarme como si este mundo fuera seguro y esperanzador. A lo mejor si me hubiera mostrado la realidad hubiera corrido a ayudarla… y puede que me hubieran matado por ello. Me asomé para ver porqué gemía y vi como por turnos le clavaban un retorcido puñal, y la agarraban para que no se desplomara. Ahogué un grito y uno de ellos me escuchó. Me escondí de nuevo rápidamente, y él se acercó. Se agachó apoyando su mano y vi que, entre la suciedad y la ausencia del dedo anular, la sangre de mi hermana caía surcando su mano. Aquel cachorro salió a morderle, y el hombre se asustó. Le pegó una patada y lo lanzó a un lado, mientras que se alejaba de la escena con todos los demás. Yo no salí de ahí. Estaba temblando, como una niña tonta, viendo debajo de aquella caravana el cadáver desfigurado y lleno de sangre de mi hermana tirado en el suelo.
Kira empezó a temblar. Aquellos pensamientos habían pasado por su cabeza durante tan sólo unos segundos. Recordó la escena, volvió a vivirla. Comenzó a llorar y a gritar, presa de la desesperación. Vil se arrastró dolorido hacía ella y la acurrucó entre sus fuertes brazos. Kira le abrazó y lloró durante horas, hasta el amanecer y ante la mirada de su fiel amigo canino que, siendo un perro, parecía que él mismo supiera porque su dueña había perdido el control.


A la mañana siguiente los rayos del sol iluminaron la maravillosa hierba cargada de rocío, verde y hermosa. Los pájaros cantaban felices y el ambiente era primaveral. Vil y Kira salieron de aquel torreón y hablaron largamente mientras recorrían el mismo camino. Vil había cambiado la mentalidad de Kira. Ahora ella estaba exultante, tenía energías para cambiar su vida. Iría a alguna ciudad para trabajar de manera honrada y olvidar aquellos malditos contratos. Quería vivir, y olvidar todo por lo que había pasado. Hablar sobre aquel tema con aquel hombre bondadoso le había hecho sentirse muy bien. No entendía por qué, siendo como era Vil, éste había acabado como cazarrecompensas. Pero al fin y al cabo él se preguntaba lo mismo de ella.
Llegaron a un cruce donde sus caminos se separaban. Ella buscaría una nueva vida. Él, su antigua. Ambos se miraron con ojos esperanzadores y Vil le dijo que esperaba volver a dar con ella en algún momento. Ella deseaba que fuera así. El hombre hizo uno de sus típicos chistes y se quitó los guantes, aún mojados, desagradables al tacto, y la abrazó. A Kira le sorprendió un poco, pero rápidamente se lo devolvió cálidamente. El herrero se dio la vuelta y comenzó a andar lentamente por su herida, pero Kira no dejaba de mirarle. Había algo en él conocido, pero no sabía el qué. Estaba segura de que esa vez no era la primera en la que sus caminos se cruzaban. Vil giró su cabeza y sonrió al ver que Kira le miraba. Levantó una mano para decirle adiós, y siguió torpemente su camino. Pero Kira, por un momento, dejó de pensar. Su mente empezó a nublarse. Sus ojos se desorbitaron y sus pupilas se dilataron. Comenzó a soltar frías lágrimas en silencio, sin poder creer nada, sin notar donde estaba, ni lo que había a su alrededor. Por un momento, su inconsciente le dijo quién era ese hombre. Por eso recordaba su risa. Por eso sentía que lo había visto antes. Ahora lo entendía todo. Aquel retrato, aquel tatuaje. Lloró, y corrió hasta él. Vil, al escuchar las pisadas que dejaba Kira, se dio la vuelta, feliz, con una sonrisa que no podía disimular al descubrir que Kira no podría dejarle solo. Levantó los brazos para recibirla, pero ella no llegó hasta él. En cambio sí escuchó un agudo silbido, e inmediatamente cómo se le quemaba el pecho. No lo entendía. Miró su torso. Caía sangre de su corazón. Kira empuñaba un mosquete. Le había disparado con lágrimas en los ojos. Vil cayó, aún sin comprender aquello. Comenzó a llorar, extendiendo una de sus manos hacia ella para intentar estar cerca una vez más. Pero la cara de terror de Kira se disipó y en su lugar mostró asco. Enfundó su arma de fuego y se acercó a él, en sus últimos momentos de vida. En un hilo de voz Vil quiso preguntarle el porqué, pero ya no tenía fuerzas. Kira siguió andando y pasó por encima de él. Se alejó de lo que era ya un cadáver. La mano que el hombre había extendido cayó muerta en la tierra aún húmeda. Mientras Kira seguía su camino, sin mirar atrás. Dejó de lado al hombre que le había cambiado su vida. Ignoró sus ojos desencajados que le pedían a gritos mudos ayuda. Ignoró su dolorido pecho, su ausente sonrisa y su mano pálida, robusta, desencajada y agonizante a la que el tiempo le había arrebatado un dedo anular.
Azura
Azura
Leyenda

Mensajes : 1053
Reputación : 87
Gustos : Comer nubes, inhalar rocas y repartir felicidad :3

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por CeRubén Mar Nov 08, 2011 8:22 am

Te has ganado un minipunto!
Me ha encantado! (L)
Por cierto: Llamo a un perrete que vive conmigo Kira!
CeRubén
CeRubén
Protagonista

Mensajes : 296
Reputación : 17
Gustos : El olor a frutas de cierto coche

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Azura Mar Nov 08, 2011 9:21 am

Kira es nombre de perro de toda la vida, pero me gustaba para mi personaja de fable ^^ muchisimas gracias!! :D
Azura
Azura
Leyenda

Mensajes : 1053
Reputación : 87
Gustos : Comer nubes, inhalar rocas y repartir felicidad :3

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Ietsu Mar Nov 08, 2011 10:36 am

Vale, ahora tengo tiempo de comentartelo :P

En primer lugar, está bastante bien. Al principio estaba un poco confuso, pero en cuanto avanzas se lee perfectamente. Tienes un estilo muy fluido, y muy facil de seguir.

Lo que más choca es el uso de los saltos de linea. Que apenas tienes, vamos. Te recomiendo que los uses más a menudo. No solo ayudan a que el texto se pueda seguir mejor, sino que dan pausas a la narración que te pueden ser de mucha ayuda.

Te pongo un ejemplo:

Kira le dirigió una sonrisa ante la aparente bondad de aquel hombre, ¿Cómo había acabado como asesino a sueldo? Antes de que pudiese hablar más con él la tormenta comenzó. Las gotas comenzaron a caer de una manera terriblemente amenazante mientras iban apagando el fuego encendido.

Vamos a transformar esto en esto:

Kira le dirigió una sonrisa ante la aparente bondad de aquel hombre. ¿Cómo habría acabado como asesino a sueldo?

Antes de que pudiese hablar más con él, la tormenta comenzó. Las gotas comenzaron a caer de una manera terriblemente amenazante mientras iban apagando el fuego encendido.

(En negrita te he puesto un par de cambios que, a mi juicio, quedan mejor).

También cambiaría muchas pequeñas cosas: algunas expresiones, tiempos de los verbos, descripciones...pequeños detalles que le podrían dar mucha más riqueza a la narración, y ubicarla mucho mejor. No te las comento por aquí porque tendría que ponerme a corregirtelo punto por punto, y no es plan tampoco de que me ponga tiquismiquis XDDDDD

Pero repito, la opinión general es muy buena. Cuéntame, ¿es lo primero que escribes, has seguido escribiendo después de esto...?

____________________________________________________________________________________________________________________________________________________________


Los videojuegos son como las tetas: diseñados para niños, disfrutados por adultos.
Ietsu
Ietsu
Junta Directiva

Mensajes : 4243
Reputación : 448
Gustos : Procrastinar a través del tiempo y del espacio.

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Azura Mar Nov 08, 2011 11:00 am

Ietsu escribió:Vale, ahora tengo tiempo de comentartelo :P

En primer lugar, está bastante bien. Al principio estaba un poco confuso, pero en cuanto avanzas se lee perfectamente. Tienes un estilo muy fluido, y muy facil de seguir.

Lo que más choca es el uso de los saltos de linea. Que apenas tienes, vamos. Te recomiendo que los uses más a menudo. No solo ayudan a que el texto se pueda seguir mejor, sino que dan pausas a la narración que te pueden ser de mucha ayuda.

Te pongo un ejemplo:

Kira le dirigió una sonrisa ante la aparente bondad de aquel hombre, ¿Cómo había acabado como asesino a sueldo? Antes de que pudiese hablar más con él la tormenta comenzó. Las gotas comenzaron a caer de una manera terriblemente amenazante mientras iban apagando el fuego encendido.

Vamos a transformar esto en esto:

Kira le dirigió una sonrisa ante la aparente bondad de aquel hombre. ¿Cómo habría acabado como asesino a sueldo?

Antes de que pudiese hablar más con él, la tormenta comenzó. Las gotas comenzaron a caer de una manera terriblemente amenazante mientras iban apagando el fuego encendido.

(En negrita te he puesto un par de cambios que, a mi juicio, quedan mejor).

También cambiaría muchas pequeñas cosas: algunas expresiones, tiempos de los verbos, descripciones...pequeños detalles que le podrían dar mucha más riqueza a la narración, y ubicarla mucho mejor. No te las comento por aquí porque tendría que ponerme a corregirtelo punto por punto, y no es plan tampoco de que me ponga tiquismiquis XDDDDD

Pero repito, la opinión general es muy buena. Cuéntame, ¿es lo primero que escribes, has seguido escribiendo después de esto...?


Gracias por todo ^^ La verdad es que lo hago por diversión, no pretendo ser profesional ni mucho menos, me encanta leer antes que escribir!
Y bueno, ya había escrito antes, y he escrito después. Lo que llevo escribiendo más largo es una novela que llevaré unas 80 páginas tamaño libro, aunque con la universidad, los juegos, salir... hace tiempo que ando desconectada. Pero sí, lo he subido para el logro :P en parte :3
Azura
Azura
Leyenda

Mensajes : 1053
Reputación : 87
Gustos : Comer nubes, inhalar rocas y repartir felicidad :3

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Ietsu Mar Nov 08, 2011 11:04 am

Azura escribió:
Gracias por todo ^^ La verdad es que lo hago por diversión, no pretendo ser profesional ni mucho menos, me encanta leer antes que escribir!
Y bueno, ya había escrito antes, y he escrito después. Lo que llevo escribiendo más largo es una novela que llevaré unas 80 páginas tamaño libro, aunque con la universidad, los juegos, salir... hace tiempo que ando desconectada. Pero sí, lo he subido para el logro :P en parte :3

¡Qué mala mujer! ¡Todo por el logro! D= xDDDDD

Pues ya somos dos los que estamos escribiendo una novela :P. Yo procuro no dejarla de lado, porque lleva ya su tiempo en el tintero y ya va siendo hora de hacer algo con ella XDDDDD.

Te recomiendo que no lo dejes, lo publiques o no. Si leer es un placer, escribir es doblemente placentero ^^

____________________________________________________________________________________________________________________________________________________________


Los videojuegos son como las tetas: diseñados para niños, disfrutados por adultos.
Ietsu
Ietsu
Junta Directiva

Mensajes : 4243
Reputación : 448
Gustos : Procrastinar a través del tiempo y del espacio.

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Azura Mar Nov 08, 2011 11:15 am

Ietsu escribió:
Azura escribió:
Gracias por todo ^^ La verdad es que lo hago por diversión, no pretendo ser profesional ni mucho menos, me encanta leer antes que escribir!
Y bueno, ya había escrito antes, y he escrito después. Lo que llevo escribiendo más largo es una novela que llevaré unas 80 páginas tamaño libro, aunque con la universidad, los juegos, salir... hace tiempo que ando desconectada. Pero sí, lo he subido para el logro :P en parte :3

¡Qué mala mujer! ¡Todo por el logro! D= xDDDDD

Pues ya somos dos los que estamos escribiendo una novela :P. Yo procuro no dejarla de lado, porque lleva ya su tiempo en el tintero y ya va siendo hora de hacer algo con ella XDDDDD.

Te recomiendo que no lo dejes, lo publiques o no. Si leer es un placer, escribir es doblemente placentero ^^

Lo sé, quiero terminarla para tenerla en mis manos y decir "es mía, sea buena o mala, la he hecho yo" es lo que mas ilusión me hace ^^
Azura
Azura
Leyenda

Mensajes : 1053
Reputación : 87
Gustos : Comer nubes, inhalar rocas y repartir felicidad :3

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Ietsu Mar Nov 08, 2011 11:18 am

Azura escribió:

Lo sé, quiero terminarla para tenerla en mis manos y decir "es mía, sea buena o mala, la he hecho yo" es lo que mas ilusión me hace ^^

Ese es el espiritu, ánimo :)

____________________________________________________________________________________________________________________________________________________________


Los videojuegos son como las tetas: diseñados para niños, disfrutados por adultos.
Ietsu
Ietsu
Junta Directiva

Mensajes : 4243
Reputación : 448
Gustos : Procrastinar a través del tiempo y del espacio.

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Kira Mar Nov 08, 2011 2:11 pm

Jo, gracias por la parte que me toca, con esos comentarios de Kira es nombre de perro de toda la vida... a uno le sube la moral...

El relato esta muy chulo Pequeño relato 2066584637
Kira
Kira
Junta Directiva

Mensajes : 732
Reputación : 104
Gustos : Anime, manga, dibujar, juegos de ordenador y de consola, juegos de mesa, disfrazarme, Mas o menos os haceis a la idea.

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Azura Mar Nov 08, 2011 7:18 pm

Ay, lo siento xD Siempre he pensado que era un nombre de perro... pero no por eso dejaba de llamar a muchos de mis protagonistas asi :)
Azura
Azura
Leyenda

Mensajes : 1053
Reputación : 87
Gustos : Comer nubes, inhalar rocas y repartir felicidad :3

Volver arriba Ir abajo

Pequeño relato Empty Re: Pequeño relato

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.